Luchadores invisibles en tiempos de Coronavirus

Jueves, 16 de Abril de 2020

Luchadores invisibles en tiempos de Coronavirus

Son muchas las acciones emprendidas por diferentes organizaciones a nivel mundial, nacional y regional para enfrentar esta pandemia. Acciones de orden económico, como las tomadas por Confiar con un abanico de opciones que van desde la flexibilización de créditos actuales, disminución en las tasas de interés, hasta no cobro por uso de cajeros electrónicos, entre otras. Estas medidas han sido posibles gracias al valor de la riqueza colectiva, todos estos alivios están apalancados a través de los Aportes Sociales, el uso del crédito y los ahorros de los Asociados, que creen en el cooperativismo como una opción alternativa e incluyente.

Son los Asociados los verdaderos protagonistas, sus recursos han permitido que Confiar se haya fortalecido a lo largo de estos 48 años de existencia. Para ellos nuestro sincero agradecimiento y reconocimiento, su aporte constante permite que hoy muchos otros Asociados reciban alivios que dan un respiro en medio de tanta incertidumbre. Entre el grupo de Asociados queremos hacer un reconocimiento especial a los campesinos y campesinas que hoy siguen sembrando en el campo para sostener nuestras familias. De igual forma gracias a los Asociados, los Trabajadores recibimos nuestro salario. Gracias por creer y sumar, por estar y permanecer.

En este sentido hacemos un llamado para que las decisiones que se tomen con el manejo de los recursos, como es el caso del fondo de Solidaridad de los Trabajadores de la Cooperativa, sea asignado a las necesidades de los Trabajadores, en la justa medida y esté debidamente documentado.

Y hablamos de luchadores invisibles, porque también tras bambalinas están los Trabajadores. Reconocemos la tenacidad y la fuerza de nuestros compañeros de las diferentes Agencias a nivel nacional, que sobrepasando el miedo, la angustia y la incertidumbre, van a trabajar convencidos de que a Confiar hay que sostenerla. Un temor que también sienten sus familias diariamente, pensando que al salir terminan exponiéndose.

Hay otro grupo de Trabajadores que se encuentran laborando desde sus casas, esa labor es un aporte que tampoco es fácil porque es necesario responder a las responsabilidades que están a su cargo, al tiempo deben cuidar a sus hijos y cumplir con los quehaceres del hogar. Hoy nos damos cuenta que tan anhelada opción de “teletrabajo” no es ideal para los Trabajadores, que lo estamos asumiendo por las condiciones actuales para evitar el riesgo, pero que consideramos que debe finalizar una vez se supere el este duro momento, y evitar que se naturalice y se convierta en opción permanente en Confiar.

Gracias, gracias compañeros por continuar asumiendo con altura el papel que a cada uno le corresponde, porque su labor hoy es más valiosa que nunca, por levantarse cada mañana con la energía y disposición y hacer su trabajo con la misma dedicación y respeto, por los Asociados, por Confiar, por sus familias, por ustedes mismos.

Es necesario afianzar la manera de conectarnos, de estar cerca, de comunicarnos, es preciso generar una red de apoyo de trabajadores, no solo para expresar situaciones de orden laboral, un espacio en el que puedan manifestar sus angustias y miedos.

Sabemos que desde el Área de Gestión Humana se está brindando apoyo psicosocial a los Trabajadores, no obstante consideramos que quienes más lo necesitan son quienes se desplazan a las oficinas, para que el miedo y la angustia no se somatice y así su salud no se afecte, ni tampoco la de sus familias.

Sería maravilloso recibir un mensaje por parte de nuestro Gerente General, quien a la fecha no se pronunciado como máxima autoridad delegada por parte de la asamblea.

Son momentos para invocar la esperanza, el abrazo, sentirnos acompañados y saber que el trabajo y el aporte de todos están siendo reconocidos. Hoy se reivindica que la fuerza de trabajo es la que hace posible una economía, y que sólo el reconocimiento y la humanización de esta labor en el mundo, hará posible que podamos sobrevivir a esta delicada situación.

Hemos dicho en muchas ocasiones que lo más valioso de Confiar es la gente, que ese espacio de trabajo es más grato porque nos relacionamos con los compañeros, nos apoyamos, discutimos, concertamos y construimos con los otros. Hoy más que nunca necesitamos afianzar nuestro sentido de humanidad para afrontar la confusión y desesperanza, ofrecer una palabra de aliento, amorosa y cercana que logre acortar la distancia en la que nos encontramos.

En nuestro tercer aniversario como trabajadores sindicalizados queremos hacer visible su labor, y recordarles que nuestra misión siempre será la defender los derechos y ser los voceros de todos los   Trabajadores.

Reciban nuestro abrazo y profundo agradecimiento, y estamos seguros que pronto volveremos a encontrarnos cargados de risas, invocando la alegría y la convicción por seguir construyendo un mundo nuevo.

Solidariamente,

Sindicato Uneb – Confiar

Comité de Empresa ConRaíz